10 de agosto de 2016

Berenjenas rellenas y gratinadas

Hace poco una amiga nos regaló tres bolsas llenas de pimientos verdes de dos variedades, unos espectaculares pimientos rojos y berenjenas. Pero es que un par de días antes había ido a comprar y vine cargada de fruta y verdura. Con lo que me encontré con un montón de hortalizas. Tenía que hacer algo para que no se estropearan. 
Con algunos pimientos verdes, tomates, cebollas y calabacines hice pisto para comer ese día y guardar. Los pimientos rojos los asé y probé a hacerlos en la Thermomix (ya os contaré como quedaron). Parte de los verdes los puse en vinagre (a todos nos encanta) y un par de berenjenas las usé para rellenarlas aprovechando parte del pisto como ingrediente.
Esta receta la suelo hacer con bastante frecuencia pero con calabacines. Es muy sana y fácil de hacer, lo cual es ideal para estos días de vacaciones, ya que puedes dejarlo preparado y calentarlo al microondas al servir.
La berenjena es una hortaliza muy versátil, ya que se puede preparar frita, asada, encurtida (aunque sea otra variedad), a la plancha...o al microondas, como en este caso, pero no debe consumirse cruda.
Tiene un alto contenido en agua y pocas calorías, lo que la hace ideal para dietas, es rica en magnesio, potasio, fibra y ácido fólico y tiene gran poder antioxidante.
Todo esto hace que sea recomendable para las embarazadas, personas con colesterol, anemia y para diabéticos.
Vamos con la receta???

Ingredientes

2 berenjenas,
Tomate, cebolla, pimiento verde, calabacín y lo que queráis para hacer el pisto (o un brick de fritada si tenéis prisa, será más rápido aunque no tan sano ni natural).
2 latas de atún.
Queso para gratinar
Chili en polvo o unas gotas de tabasco (opcional)

Elaboración

Lavar y partir por la mitad las berenjenas.
Hacer unas rajitas y añadir un chorrito de aceite de oliva virgen extra.
Poner en el microondas a máxima potencia hasta que estén flojitas para sacar la pulpa (también se puede hacer en el horno, tardaría más pero le da un sabor distinto)
Rallar el queso y reservar.
Mezclar la pulpa de la berenjena con el resto de los ingredientes, excepto el queso, en una sartén para que tomen el sabor del atún y del picante, si le habéis añadido..
Rellenar las berenjenas.

Añadir el queso sobre el relleno.
Gratinar hasta que el queso esté en su punto.

Esta receta ofrece muchas posibilidades en cuanto al relleno. Qué os parece si le ponemos carne picada en lugar de atún, o pechuguita de pollo picada en trocitos y le añadimos el sazonador de  las fajitas? Probaremos con otro relleno.
También podríamos añadirle tofu, para hacer la versión más vegana, incluso unas gambas o langostinos para darle un toque más especial.
En cualquier caso es tan fácil y rápida de hacer, que podéis dedicar el tiempo que os queda a disfrutar de las vacaciones.
Hasta el próximo sueño!!

2 comentarios:

  1. Me encantan las berenjenas de todas las maneras. Estas se ven riquìsimas.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Esta receta la suelo hacer con calabacines, Pero como tenia las berenjenas... receta de aprovechamiento! 😘😘😘

      Eliminar